factura electrónica

Las nuevas tecnologías están en constante desarrollo para ofrecer soluciones innovadoras a los negocios. De este modo, podrán ser mucho más rentables y adaptarse, fácilmente, a las nuevas regulaciones. Una de las normativas que van a cambiar es el uso de la factura electrónica en todos los sectores del país. Este cambio puede ser un tanto complicado, pues es necesario que empresas y Administración cuenten con un software especializado que permita el cruce de datos. Sin embargo, ya hay fecha para dicho cambio: después del verano todos los negocios deberán emitir factura electrónica para todos sus servicios.

La implementación de la factura electrónica aportará a la Administración una potente herramienta con la que poder controlar la emisión de facturas y pagos a tiempo real. De este modo, se pretende luchar contra el fraude fiscal, disminuir la morosidad y calcular los ingresos reales de los autónomos para el cálculo de cotizaciones.

Qué es la factura electrónica y qué debes saber de ella

La factura electrónica es similar a la factura en papel que muchos negocios aún usan en la actualidad. Si está bien hecha, esta factura tiene la misma validez que una factura en formato papel. Sin embargo, debemos tener en cuenta que debe cumplir con un par de requisitos para que pueda ser considerada válida a todos los efectos.

Lo primero que debemos saber es que para que esta factura pueda ser considerada válida debe contener todos los datos obligatorios de las empresas, así como el concepto de servicios o productos muy bien especificado. Las empresas y autónomos pueden consultar dichos datos en el Real Decreto 1619/2012, del 30 de noviembre. En segundo lugar, debemos tener claro que esta factura solo se puede enviar al destinatario si este nos ha dado su consentimiento expreso. Además, disponer de un certificado electrónico es otra condición obligatoria para la emisión de dichas facturas.

Para poder cumplir con estos requisitos será esencial contar con un software de facturación especializado que se adapte a la nueva normativa y permita a las empresas dar este salto a la digitalización sin muchas complicaciones. Los programas de facturación en la nube son una de las mejores opciones.

¿Qué son los programas de facturación en la nube?

A la hora de llevar la facturación de nuestro negocio, autónomos y Pymes tenemos a nuestro alcance los conocidos programas de facturación. Estos programas nos permiten no solamente crear nuestras facturas y gestionarlas, sino que también nos permiten llevar la contabilidad. En la actualidad, con las nuevas tecnologías, disponemos de dos tipos: aquellos que se instalan en nuestro ordenador y aquellos que están en la nube.

Las herramientas de facturación en la nube son ahora mismo la mejor opción para que podamos dar este paso a la digitalización. Como su nombre indica, lo más importante de estas herramientas es que se encuentran en la nube, por lo que no es necesario descargar nada a nuestro portátil. Con ellas, tendremos las mismas prestaciones que con los programas que se instalan, pero con muchas otras ventajas.

Ventajas de usar los programas de facturación en la nube

Como ya te hemos indicado, este tipo de software aporta muchas ventajas a la hora de gestionar nuestro negocio.

La facilidad en la creación y la gestión de nuestras facturas es una de las primeras ventajas que merece la pena destacar. Con ellos, además de adaptarnos a la nueva factura electrónica, podremos generar todas las facturas que necesitemos, así como modificarlas y enviarlas por email a nuestros clientes desde el mismo programa.

Otra ventaja para destacar de estas herramientas de facturación en la nube es que nos permiten visualizar la contabilidad de nuestra empresa con gráficos muy visuales y fáciles de entender. Al añadir las facturas que recibimos, junto a las que nosotros creamos, el programa cruza los datos para darnos una visión general del estado de nuestro negocio. Además, esta función es de gran ayuda a la hora de analizar y mejorar nuestra estrategia comercial.

Por último, merece la pena destacar que estos programas de facturación están en constante actualización. Este es el punto fuerte de estos programas cuando hablamos de la obligatoriedad de las facturas electrónicas. Los usuarios ya contarán con el software necesario para realizar este cruce de datos con la Administración sin que ellos deban hacer nada.

Vuzoon: una alternativa muy completa

En la actualidad, disponemos una gran cantidad de programas de facturación en la nube para que podamos escoger el que más se adapte a nuestro negocio y a nuestro bolsillo. Uno de ellos es Vuzoon. Sus características lo hacen ser uno de los más completos, por lo que merece la pena tenerlo en cuenta.

Una de las ventajas más destacadas de este software es que, a diferencia de sus competidores, es gratis y para toda la vida. Algunas de las herramientas de facturación en la nube son completamente de pago, mientras que otras solo cobran por funcionalidades específicas. Sin embargo, con Vuzoon no hay dicha limitación. No hay un número máximo de facturas que se puedan emitir sin pagar, como tampoco nos encontramos con límites a la hora de hacer uso de todas sus prestaciones.

Otra ventaja para tener en cuenta es que este programa está en constante actualización, lo que permite a sus usuarios despreocuparse de los cambios en las normativas que rigen el comercio. Un claro ejemplo de ello es la implementación de la factura electrónica.

Por último, merece la pena destacar que este programa nos ofrece muchas opciones de personalización, así como información completa y detallada de nuestro negocio.

La factura digital ha llegado para quedarse y, pese a no ser obligatoria aún, los plazos para hacerla una realidad están cada vez más cerca. Por ello, es importante que nos vayamos acostumbrando a ella y empecemos a buscar nuestra herramienta en la nube que nos permita dar este salto a la digitalización de nuestro negocio.